decorar el dormitorio

Claves para decorar el dormitorio con acierto

Sin duda alguna, el dormitorio es uno de los espacios más importantes de casa; en él pasamos 1/3 de nuestra vida, por lo menos, aunque sea durmiendo. Es la habitación en la que recuperamos la energía perdida durante la intensa y estresante jornada laboral por lo que resulta esencial encontrar el equilibrio perfecto para decorar el dormitorio con acierto.

Los colores que elegimos para decorar el dormitorio, son esenciales para crear el tipo de clima idóneo, que favorezca el descanso.

¿Cuáles son los mejores colores para decorar el dormitorio?

Los colores neutros, blancos, piedras, grises pálidos, son de los más adecuados para crear un sueño reparador: colores claros, luminosos y limpios.

La gama cromática de los azules transmite serenidad y relajación, por lo que el color primario se convierte en una de las mejores opciones, -y más utilizadas- para decorar el dormitorio.

Los verdes, un color secundario que se genera a partir de la mezcla del azul y el amarillo, -frío y cálido, respectivamente- transmite paz, armonía y positivismo, por lo que también resulta una propuesta imprescindible para decorar el dormitorio de forma equilibrada y así conseguir descansar placenteramente.
 
La mayoría de tonalidades cálidas, rojo, amarillo, naranja, etc. resultan demasiado excitantes y energéticos por lo que en el dormitorio, sólo deberíamos utilizarlos en pequeñas dosis, en complementos y accesorios.

Selección de mobiliario

El dormitorio principal debe estar correctamente equipado, sin excederse; es imprescindible que el espacio se vea despejado y ordenado, por este motivo, utilizar cajoneras, chiffoniers, camas con arcón y mobiliario con capacidad de almacenaje, te ayudará a mantener siempre bien organizada tu habitación.

Déjate llevar por las modas y tendencias en complementos y elementos que sean fáciles de reemplazar, en cuanto la moda se haya superado o te hayas cansado del estampado estrella de la temporada, del color demasiado vibrante o el diseño exagerado. De este modo, conseguirás aportar la pincelada justa de tendencia, sin arriesgar de forma desmesurada.

Utiliza materiales naturales como el algodón y el lino, para vestir la cama; tanto a nivel estético como de confortabilidad, este tipo de elementos textiles te ayudarán a disfrutar de una decoración muy agradable y placentera.

Por supuesto, la iluminación es uno de los factores clave para decorar el dormitorio de forma equilibrada: utiliza la iluminación general para poder desplazarte cómodamente por el espacio, la ambiental para crear rincones sugerentes y la puntual para ayudar en tareas concretas como leer en la cama, visualizar correctamente el interior del armario, etc.

No te olvides de los complementos puramente decorativos, ya sea sobre las mesillas de noche, sobre una cómoda o en la decoración de las paredes. Los pequeños detalles son los que dan carácter y personalidad para decorar el dormitorio, con estilo y singularidad.

¡No te duermas y empieza a decorar tu dormitorio, ahora mismo!

 

Foto de la portada vía Unsplash.com – Foto de ©Erik Jan Leusink

 

No hay comentarios

Publicar un comentario